MILAGROS

Actualizado: 12 de dic de 2019

Texto:

Hechos 3:1-10 (RVR1960)

Curación de un cojo

3:1 Pedro y Juan subían juntos al templo a la hora novena, la de la oración.

2 Y era traído un hombre cojo de nacimiento, a quien ponían cada día a la puerta del templo que se llama la Hermosa, para que pidiese limosna de los que entraban en el templo.

3 Este, cuando vio a Pedro y a Juan que iban a entrar en el templo, les rogaba que le diesen limosna.

4 Pedro, con Juan, fijando en él los ojos, le dijo: Míranos.

5 Entonces él les estuvo atento, esperando recibir de ellos algo.

6 Mas Pedro dijo: No tengo plata ni oro, pero lo que tengo te doy; en el nombre de Jesucristo de Nazaret, levántate y anda.

7 Y tomándole por la mano derecha le levantó; y al momento se le afirmaron los pies y tobillos;

8 y saltando, se puso en pie y anduvo; y entró con ellos en el templo, andando, y saltando, y alabando a Dios.

9 Y todo el pueblo le vio andar y alabar a Dios.

10 Y le reconocían que era el que se sentaba a pedir limosna a la puerta del templo, la Hermosa; y se llenaron de asombro y espanto por lo que le había sucedido.


Introducción

Cómo nos gustan los milagros y los hechos sobrenaturales!

Según el diccionario de la RAE,

Milagro: hecho no explicable por las leyes naturales y que se atribuye a intervención sobrenatural de origen divino.

O sea, algo que no se puede explicar científicamente, porque lo hizo Dios.

Hace unos días vimos la película “Milagros del cielo”, basada en una historia real de unos hermanos de una iglesia de EEUU, en la que Dios sanó milagrosamente a su pequeña hija.

Seguramente en nuestra sala también habrá alguien que pueda contar la experiencia de un milagro, pero que no se ha hecho una película con su caso.

Nos emociona, y nos maravilla ver milagros!!!!

Y las personas que vivieron en la época de los primeros cristianos no eran diferentes a nosotros.

Cuando ellos vieron a ese hombre que no podía caminar, sanado, y andando y saltando, v.8 , se maravillaron, v.10, la palabra que aquí se traduce como espanto, en realidad en el griego es que se quedaron extasiados, o sea fuera de sí por el asombro.

Milagro con propósito

Hasta ese momento, los milagros que veía la gente los había realizado Jesús mismo en persona, pero ahora estaba usando a sus discípulos para realizarlos.

Cuando la multitud fue hacia donde estaban ellos, Pedro y Juan no se jactaron de ningún poder especial o capacidad para sanar.

Ellos daban toda la gloria a Dios.

· Hechos 3:12 “Viendo esto Pedro, respondió al pueblo: Varones israelitas, ¿por qué os maravilláis de esto? ¿o por qué ponéis los ojos en nosotros, como si por nuestro poder o piedad hubiésemos hecho andar a éste?”

Aquí Pedro dió su segunda predicación después del pentecostés. Pedro no comenzó un discurso sobre los milagros, el milagro fue un instrumento que usó Dios en ese momento para llamar la atención de la gente, y para demostrar que El seguía vivo y haciendo la misma obra en la tierra pero a través de sus discípulos.

Siempre detrás de un milagro de Dios hay un propósito más profundo.

Este milagro sirvió para que Pedro comenzara a predicarles el evangelio, las buenas noticias de Dios!

El mayor milagro de todos!

No hay mayor milagro, que el hecho de que somos una creación maravillosa de Dios, creados para amarle y para que El nos ame, y que a pesar de que el ser humano se separó de Dios, El mismo se hizo hombre para morir en nuestro lugar y así poder reestablecer nuestra relación con El.

El hecho de ya no estar separados de Dios por toda la eternidad, sólo por su gracia y amor, y sin tener que realizar ninguna obra de nuestra parte, es el mayor milagro que existe.

Ver como cambia la vida de las personas que le entregan sus vidas a Cristo, es el milagro mas asombroso y espectacular que existe!!!

Un testimonio

En el v.16 vemos que la fe de éstos apóstoles, que creen en Jesús porque han sido testigos de El, como dice el v.anterior, es la que produce que Jesús sane a esa persona por medio de su poder y no por el poder de los apóstoles.

16 Y por la fe en su nombre, a éste, que vosotros veis y conocéis, le ha confirmado su nombre; y la fe que es por él ha dado a éste esta completa sanidad en presencia de todos vosotros.

El cojo sólo esperaba una limosna, no sabía que iba a ser sanado, y aún así recibe este milagro de Dios. Y Jesús por medio de este milagro confirma que El vive y es poderoso.

Pedro y Juan cuentan su testimonio, y el cojo es un testimonio viviente, sin palabras, en el mismo momento, para toda la multitud.

Enfasis en el Evangelio

Pero ésta es la única referencia de Pedro a este milagro, vemos que su énfasis está en el evangelio!

En el v.13 Pedro expone que el Dios en el que ellos creen mandó al Mesías, pero ellos no lo aceptaron.

13 El Dios de Abraham, de Isaac y de Jacob, el Dios de nuestros padres, ha glorificado a su Hijo Jesús, a quien vosotros entregasteis y negasteis delante de Pilato, cuando éste había resuelto ponerle en libertad.

A partir de allí hasta el v.18 habla de la muerte y resurrección del Señor Jesucristo, y el cumplimiento de las profecías.

14 Mas vosotros negasteis al Santo y al Justo, y pedisteis que se os diese un homicida,

15 y matasteis al Autor de la vida, a quien Dios ha resucitado de los muertos, de lo cual nosotros somos testigos.

16 Y por la fe en su nombre, a éste, que vosotros veis y conocéis, le ha confirmado su nombre; y la fe que es por él ha dado a éste esta completa sanidad en presencia de todos vosotros.

17 Mas ahora, hermanos, sé que por ignorancia lo habéis hecho, como también vuestros gobernantes.

18 Pero Dios ha cumplido así lo que había antes anunciado por boca de todos sus profetas, que su Cristo había de padecer.

Y en el v.19 hace un llamado a arrepentirse y convertirse,

19 Así que, arrepentíos y convertíos, para que sean borrados vuestros pecados; para que vengan de la presencia del Señor tiempos de refrigerio,

en el original griego dice: “cambien su mente y den la vuelta para alejarse del error” y que sus pecados sean borrados.

Luego, en los v.20 y 21 habla de la segunda venida de Cristo.

20 y él envíe a Jesucristo, que os fue antes anunciado;

21 a quien de cierto es necesario que el cielo reciba hasta los tiempos de la restauración de todas las cosas, de que habló Dios por boca de sus santos profetas que han sido desde tiempo antiguo.

Expone de manera clara y concisa el Evangelio!

El Padre envió a su Hijo a morir por nuestros pecados, resucitó y va a volver.

Y nosotros tenemos que arrepentirnos y convertirnos para que nuestros pecados sean borrados!

La Palabra de Dios

Y finalmente Pedro, desde el versículo 22 hasta el 26, cita las Escrituras, la Palabra de Dios disponible en esa época, para avalar lo que les está diciendo.

Siempre nuestro mensaje tiene que ser fiel a lo que dice la Biblia, y no un pensamiento o argumento propio.

22 Porque Moisés dijo a los padres: El Señor vuestro Dios os levantará profeta de entre vuestros hermanos, como a mí; a él oiréis en todas las cosas que os hable;

23 y toda alma que no oiga a aquel profeta, será desarraigada del pueblo.

24 Y todos los profetas desde Samuel en adelante, cuantos han hablado, también han anunciado estos días.

25 Vosotros sois los hijos de los profetas, y del pacto que Dios hizo con nuestros padres, diciendo a Abraham: En tu simiente serán benditas todas las familias de la tierra.

26 A vosotros primeramente, Dios, habiendo levantado a su Hijo, lo envió para que os bendijese, a fin de que cada uno se convierta de su maldad.

En primer lugar el mensaje de salvación fue para los judíos, por eso dice primeramente, luego se extendió a todos, a fin de que todos nos apartemos del mal.


Conclusión:

Al principio del mensaje, vimos la definición de milagro:

“hecho no explicable por las leyes naturales y que se atribuye a intervención sobrenatural de origen divino.”

Nuestra salvación, el hecho de que dejemos de estar apartados de Dios por toda la eternidad y podamos estar en comunión con El por toda la eternidad, es un hecho no explicable por las leyes naturales,

Y para obtenerla fue necesaria la intervención de Dios mismo, enviando a su Hijo, ya que sólo por medio de lo que hizo Jesús, por su muerte y resurrección es que podemos ser salvos.

O sea, que nuestra salvación cumple con la definición de milagro! No es explicable científicamente y es un hecho de Dios mismo. Nuestra salvación es un milagro! El milagro mas maravilloso porque tiene implicaciones eternas.

Yo creo en milagros, he visto vidas cambiadas por el poder de Jesucristo, mi propia vida ha sido cambiada por el poder de Jesucristo, quieres experimentar este milagro en tu vida?

Cree en el Señor Jesucristo, entrégale tu vida para que sea tu Señor, y recibirás tu milagro!!!!


Ricardo Codagnone


#milagros #sobrenatural #Jesús #Hechos #Apóstoles #estudiosbíblicos


30 vistas

© 2023 by IGLESIA EVANGELICA DE LA CONCORDIA. Proudly created with Wix.com

IGLESIA EVANGÉLICA PALMA DE MALLORCA. Calle de la Concordia 34, Palma de Mallorca, Tel. 971 90 96 23, igl.concordia@gmail.com